“La niebla y la doncella”, magnífico reparto con una buena historia pero una irregular ejecución

La niebla y la doncella

El lunes 28 de agosto tuvimos la oportunidad de ver antes de su estreno “La niebla y la doncella” en Kinépolis Valencia gracias a los preestrenos del Festival de Cinema Antonio Ferrandis que está llevando a cabo la sala junto con el Ayuntamiento de Paterna para apoyar el cine español y traer a Valencia a grandes figuras del cine, ya sean directores, actores, actrices o, en este caso, el escritor cuya novela está basado el film. Puedes comprobar en anteriores citas la gente que ha pisado nuestra ciudad gracias a esta iniciativa en nuestro artículo.

Fue un encuentro de lo más interesante dado que vinieron a presentar “La niebla y la doncella” el director Andrés Koppel y el autor de la novela “Lorenzo Silva”. Pocas veces tienes la oportunidad de compartir experiencias y opiniones del director y escritor juntos y eso enriquece la conversación que puedas tener viendo los diferentes puntos de vista. Koppel era la primera vez que se lanzaba en el mundo de la dirección y Silva quedó encantado con la adaptación de su libro a la gran pantalla.

No es la primera vez que vemos una obra de Lorenzo en el cine, dado que a la cabo Chamorro y al sargento Bevilacqua además de en los libros les hemos visto en películas como “El alquimista impaciente”, “Un asunto conyugal”, “La reina sin espejo” y ahora “La niebla y la doncella”.

En esta ocasión Chamorro y Bevilacqua, interpretados por Aura Garrido y Quim Gutierrez, investigan la muerte de un joven en la isla de Gomera cuyo caso, que implicaba a un cargo político del lugar, quedó cerrado unos años antes y en el que nada ni nadie es lo que parece.

La película tiene una buena historia detrás pero quizá el espectador pueda esperar más teniendo el reparto con tan buenos actores y actrices (Quim Gutiérrez, Aura Garrido, Verónica Echegui y Roberto Álamo) que ninguno de ellos hace el mejor papel de su carrera cinematográfica.

Si tuviese que ponerle una nota le pondría un 6. El reparto era demasiado bueno para no brillar tanto como merecen pese a no hacerlo del todo mal y el avance de la historia en ocasiones es lento y rebuscado, lo que produce que el espectador a veces desconecte y se pierda a lo largo del desenlace.

One comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *